Banner
Banner
Riego automatizado made in Arica por joven emprendedor Imprimir Correo electrónico
Lunes 11 de Mayo de 2020

imagen

Hace algunos días se conmemoró el Día Mundial de la Creatividad y la Innovación y, aunque muchas veces se desconoce, en Arica y Parinacota existen talentos que destacar, como es el caso de Christian Aravena; estudiante de Ingeniería Civil Mecánica de la Universidad de Tarapacá, quien a sus 24 años creó un sistema de riego automatizado llamado “Two Valve”. Iniciativa impulsada gracias a la postulación de su idea en la Convocatoria de Jóvenes Innovadores 2018.

Christian es el primer ariqueño en participar y ganar esta convocatoria de la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) del Ministerio de Agricultura. A la fecha la Fundación ha realizado cinco ediciones en las que han participado más de 150 jóvenes y 92 proyectos, con un apoyo en más de $1.300 millones invertidos desde el 2015.

Con calma que tienes prisa

Hace cinco años este joven innovador llegó a vivir a Arica, ciudad con la que ya tenía vinculación, puesto que su familia materna es ariqueña y, en la época en que ganó el proyecto FIA, trabajaba en una empresa vinculada al mundo agrícola. Motivo por el cual tuvo la oportunidad de participar en la feria Red Agrícola en Santiago, donde conoció personas que habían ganado previamente este concurso, del cual se enteró una semana antes de su cierre. “Trabajé contra reloj y alcancé a enviar mi proyecto vía correo un día antes del cierre a las 9 de la noche”, contó.

Un mes después supo que estaba dentro del grupo de preseleccionados. Instancia en que viajó a Santiago y, junto a un grupo de 30 jóvenes, fue capacitado por el experto inglés Philip Wragg respecto de modelos de negocios y pudo hacer los ajustes necesarios a su proyecto, lo que le permitió ser uno de los ganadores.

Iniciativa

El sistema “Two Valves” consiste en un controlador de riego basado en la robótica modular que permite a los agricultores automatizar los riegos de forma fácil, sencilla y sin intermediarios. Está pensado para las duras condiciones de la agricultura regional, como es la salinidad de la tierra y la alta radiación.

Christian explicó que había tres grandes dificultades que tomar en cuenta a la hora de trabajar en esta innovación: “Los pequeños y medianos agricultores de la región hacen sus procesos de forma muy ‘manual’; están muy alejados de la tecnología, por otra parte, los factores climáticos que acortan la vida útil de los aparatos expuestos al aire libre y, por último, los agricultores que sí han invertido en tecnología —la mayoría de las veces— el gasto es muy grande para lo que realmente usan. Por ejemplo han comprado un sistema de riego que es para manejar 40 válvulas y ocupan, cuando mucho, 15 ó 20, y si falla algo deben llamar a un experto”.

Por este motivo, dijo, se trabajó la robótica modular “que nos permite vender a los agricultores ya no el buque entero de legos, sino las piezas que necesiten para que las compren en la medida de sus requerimientos”, argumentó el joven ingeniero, agregando que otra ventaja que tiene esta innovación es el hecho de que es una caja de muy fácil transporte “que, además, es ‘Plug and play’ – se prende y funciona- lo cual permite que no se necesite de un intermediario”.

Impacto y proyección

Actualmente, a través del espacio colaborativo de la zona, WakiLabs, Christian logró su primer contrato con una de las empresas más grandes del sector agrícola del valle de Azapa.

El representante de la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) en la región, Felipe Olivares, sostuvo que “Two Valve es una iniciativa que muestra el espíritu y actitud innovadora que la Fundación busca transmitir en cada uno de los territorios de nuestro país. Arica, en particular, ha avanzado en resolver problemáticas que afectan su agricultura con miras hacia a la adaptación del cambio climático y eficiencia hídrica, desarrollo de mercados innovadores y la innovación en procesos que entregan alternativas al quehacer cotidiano en terreno”.

Por su parte, el SEREMI de Agricultura de Arica y Parinacota; Jorge Heiden, invitó a los jóvenes de la región a pensar en la innovación no solo desde la generación de nuevos productos o tecnología, sino a cambios en los procesos que se manejan para trabajar el agro.

En cuanto a los desafíos a futuro, Araneda contó que planea postular a un nuevo proyecto de FIA a nivel nacional para mejorar el modelo de negocio y la propuesta de valor “con el fin de vender no solo a nivel local, sino en lugares con características agroclimáticas similares a Arica”.

Finalmente, el ariqueño hace un llamado a que los innovadores de su región “se crean el cuento”, acercarse a Wakilabs y a “equivocarse muchas veces cuanto antes, porque de esta forma se aprende, se mejora y se perfecciona todo proyecto” y recomienda la lectura de “La Disciplina de Emprender” de Bill Aulet.

VITRINA PYME

 
Banner
Banner
Puedes encontrarnos en:     

Últimos Comentarios PRO PYME Chile

También puedes encontrarnos en:     
Copyright © 2018 PROPYME — Todos los derechos reservados.