Pymes: Las mencionadas pero olvidadas de siempre Imprimir
Lunes 11 de Mayo de 2020

imagen En medio de la crisis actual, de la cual, por desgracia, no vemos claridad respecto a la fecha de término, así como tampoco la velocidad de cómo se levantara la economía post crisis, veo con gran preocupación cómo una buena parte de las Pymes de nuestro país podrán volver a ser actores de la matriz de negocios.

En particular me refiero a las Pymes que ya venían golpeadas de la crisis social de octubre, las que estaban recién partiendo en esa fecha, las que estaban saliendo de un pozo profundo y se estaban perfilando bien, pero el COVID 19 les trunco esa opción. Esas Pymes hoy no están consideradas en la carpeta de ninguno de los planes de ayuda que especialmente vía la banca tradicional hoy se anuncian como la salvación en los medios. Esas Pymes que dan cientos de miles de empleos y son el sustento de familias enteras hoy quedan indefensas ante los filtros que la banca y el propio sistema de garantías estatales aplicarán para la elegibilidad de quien muere o vive como empresa.

Acá no se trata de decir que la banca no hará bien su trabajo, puesto que sin duda lo harán en el perímetro o colectivo seleccionado con su valido derecho a elegir y resguardar sus riesgos. Es en ese contexto que a la autoridad le ha faltado creatividad para ir mas allá y buscar como aliados a los actores que probablemente más saben de Pymes como las empresas de Factoring que manejan negocios prácticamente solo en dicho segmento estimándose que su flujo de negocios equivale al menos al 30% del movimiento de capital de trabajo de ese colectivo.

Y es que, los Factoring hoy son la bencina de miles de Pymes, pues permiten resolver financieramente el mundo de ellas respecto a su cliente que normalmente es una gran empresa. Acá los Factoring cumplen un rol fundamental dando acceso al capital de trabajo virtuosamente puesto que no financia aire sino que facturas por servicios prestados y con ello dan el combustible para el crecimiento de las Pymes que eligen este tipo de operación.

Las Pymes necesitan una solución hoy y también apoyo en los meses que vendrán, las necesidades son ultra urgente, muchas no pueden esperar el largo trámite de un crédito bancario, puesto que en ese lapso de tiempo pueden morir. Por eso, si las autoridades económicas quieren de verdad resolver el problema de las Pymes deben abrir también de verdad su oferta de recursos y garantías a las empresas de Factoring que no solo son ágiles, sino que conocen profundamente a sus clientes.

Todos los que somos parte del entramado financiero tenemos un rol fundamental en dar solución a la problemática actual dando oportunidades al principal motor de la economía. Hay que creer en las Pymes, no como una declaración en la prensa o para sacar votos políticos, sino que apoyándolas en su fuerza y capacidad de desarrollar negocios que aportaran a Chile en términos económicos y sociales.

Enrique Tenorio, Gerente General de CFC Capital

Pyme Columnas